Badavelli: un caso de manual

Badavelli. El apellido de la madre de la abuela Fertilani... ¡Qué dupla desafiante ésta!
Mi primera aproximación al apellido Badavelli fue la tradicional. Una búsqueda para dar con alguien que ya hubiera puesto en común el significado y origen del apellido. Pero, as usual, los apellidos en esta familia no son fáciles... O son apellidos que coinciden con palabras de uso común (como Costa, Palmero, Castagno...) o son apellidos demasiado comunes y extendidos (como Giuliano o Pereira) o son apellidos imposibles (como Fertilani) o apellidos demasiado raros que, por poco frecuentes, se ve que no han despertado el interés de alguien para que decidiera publicar su etimología en internet (como Vaieretti y como, Badavelli).
Agotada la búsqueda en google books (donde a veces, si las constelaciones son favorables, uno obtiene una pista, aunque sea mínima, de por dónde seguir buscando) hoy comparto lo que he llegado a descubrir en torno al posible origen de este apellido.
Sondear el origen de las palabras puede conducir a viajes imprevistos. Más aún en el caso de los apellidos.
Considerando Bada como raíz del cognome y velli como terminación típica de apellidos lombardos y emilio romagnoles, dí con muchas variantes de apellidos que pueden consultar aquí para la Región de Lombardía y aquí para Emilia Romagna (noten que en los sitios que les listo, pueden realizar búsquedas para cualquier apellido, por apellido exacto, por la raíz del apellido -letras con las que inicia- o por 'contiene').
¿Qué nos informan estos sitios? Pues que Badavelli es un apellido presente en 9 comunas de Emilia Romagna (el sitio nos detalla en qué comunas) con, aproximadamente, 30 individuos portando ese apellido. Por su parte, en Lombardía, sólo en una comuna encontramos el apellido, con 3 personas portándolo.
Variantes encontramos, entre ambas regiones, al menos las siguientes en Emilia Romagna: Bada, Badan, Badat, Badani, Badagnani, Badalotti, Badami, Badalucco, Badagliacco, Badaloni, Badarello, Badariotti, Badalan... En cambio, en Lombardía sólo encontramos, además de Badavelli, el apellido Bada.
Nos enfocamos entonces en este apellido: la forma más simple.
Así es que dimos con la palabra badare.
Al parecer ésta es una palabra que le ha dado más de un dolor de cabeza a los etimólogos... Entiendo por causa de cómo esta palabra se ha difundido y cómo ha ido adquiriendo significados y dando lugar a derivaciones con sentido en apariencia contrapuesto al que tenía el término original.
Badare (espacio para observar), del provenzal badar y badeidar, sería la acción que realiza el bada (¿céltico? para centinella) cuando vigila desde una torre.
De ahí, el latín batare (sbadigliare, bostezar), el gótico beidan (demorarse, esperar, tardar...) y el italiano badalucco (pasatiempo, entretenimiento). Hasta aquí he llegado con el entendimiento de las variantes y derivaciones de la palabra bada.
Como nota de color: tenere a badalucco, era una expresión utilizada por la milicia antigua como equivalente a "entretener al enemigo con pequeñas escaramuzas".
Ya hemos intentado una búsqueda de Badavellis antiguos, focalizándonos en la Provincia de Piacenza. En esa oportunidad dimos con un texto en latín que refiere a un castellum en Piacenza: Badaveli. Como se trata de un texto en latín, nuestro entendimiento está bastante limitado. Así que, como dice el gaucho: se aceptan colaboraciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada